Formación sacerdotal

15/11/08

Un seminarista es un hombre que se prepara para recibir el sacramento del Orden. Teniendo esto presente en la formación de los seminaristas no debiera faltar la formación musical que ayudará al futuro sacerdote a dignificar la liturgia y le hará más sensible espiritualmente. Igualmente no debiera obviarse el conocimiento del latín por ser esta la lengua universal de la Iglesia. Ojalá los seminarios preparen a los futuros sacerdotes para eso; para ser sacerdotes de la Iglesia de Cristo y dispensadores de sus misterios. Ojalá que los sacerdotes redescubran la belleza del canto, de la tradición de la Iglesia y se esmeren en el cuidado de la celebración litúrgica. Ojalá.

12 comentarios:

Anónimo dijo...

del Orden?

O del desorden?
Piénsalo bien.

Anónimo dijo...

dignificar la liturgia...
Para dignificar la liturgia, antes tienes que aprender a diginificar la vida de cada ser humano.
¿Haces eso? Si no lo haceis "curitas", jamás prodréis dignificar la liturgia.

Anónimo dijo...

la Iglesia de Cristo no es aprender latín.
La Iglesia de Cristo es aquella que se parte la cara por defender a otro ser humano a los "curitas", eso... se os da bastante mal, demasiado azucar y caramelo.
Demasiado facil el camino, demasiado relajado, son tiempos difíciles y a vosotros se os regala todo demasiado fácil y para colmo, podéis vivir en paz, silencio y tranquilidad.
Alcanzar la Gloria con esas armas, es como ponerse a buscar una aguja en un pajar.

Seneka dijo...

Anónimo, la demostración de humildad y caridad que has hecho demuestra a las claras cuan en consideración hay que tener tu criterio.

Anónimo dijo...

Al anónimo de los comentarios anteriores le digo que si él se parte la cara haciendo algo de provecho por los demás, pues creo que la fuerza se le va por la boca. ¿No crees?.Y los curitas como dices tu, hacemos más que tú,hacemos, digo bien , porque soy SACERDOTE, poca monta chaval tienes, ojala veas la labor de los sacerdotes detrás de tus miopes pupilas. Ahí te dejo el mochuelo.

Anónimo dijo...

Ah, y tú, ya que no dignificas la liturgia ni ná de na, por lo menos dignifica tu vida...

Anónimo dijo...

Ah, y tú, ya que no dignificas la liturgia ni ná de na, por lo menos dignifica tu vida...

Anónimo dijo...

y ya estas haciendo algo, ¿o solo saltas a la comba?...

Anónimo dijo...

Yo salto lo que haya que saltar, Dios me da la cuerda y yo subo y bajo los pies
¿Te parece bien?

Anónimo dijo...

¿Y tú que sabes como está mi vida?
Mira si tú dignificas la tuya, seguro que nooooo!!!!

Anónimo dijo...

Que Dios te bendiga, si le dejas claro, saltadora de comba y de lo que haga falta. Apúntate a clases de balet, y si la edad te lo permite...

Anónimo dijo...

Anónima, estoy de acuerdo con lo que dice el padre. Por lo que dices y como lo dices, se nota que eres una pobre gente amargada y te desahogas insultando a los que intentan servir a Cristo, como hace tanta pobre gente como tu... a pesar de las miserias y pobrezas personales, los sacerdotes sirven con humildad y esperando siempre en El. ¿Tú en quien esperas, Señora anónima?. Yo, otra anónima.