¡ Cuánta belleza !

19/8/07


Por las tardes suelo dar un paseo por la costa cercana a mi casa. Me gusta contemplar el mar, el cielo y ese abanico de colores suaves que se producen en el atardecer cercano ya al ocaso. Uno se queda absorto ante tanta belleza. La verdad, me cuesta creer que haya personas que niegan la existencia de Dios cuando toda la creación habla de Él. Es imposible que todas las maravillas que contemplamos en la naturaleza tengan un origen casual. El Universo entero nos convoca a la fe.
Aprendamos a contemplar.


13 comentarios:

maria dijo...

Que conste que he entrado aquí porque estaba haciendo otra cosa y se me ha abierto esta página sola, pero no queria molestar.

maria dijo...

¡Que suerte que vivas junto al mar, dale muchas gracias a Dios siempre por ello. Es un privilegio muy grande porque es contemplar continuamente la obra maravillosa de Dios y poder estar con Él, meditar, pasear con Él por la orilla descalzos!.

maria dijo...

Me parezco ya a la Virgen Maria caminando por todo el Mundo y hablando y en ningún sitio nos hacen caso, ni dando sartenazos.
A este paso, creo que nos vamos a tener que ir a dar los avisos urgentes al Espacio.
A lo mejor desde allí nos escuchan, que sordera hay en este mundo Dios mío.

maria dijo...

En verdad que toda la creación nos habla de Él, sólo hay que pararse a contemplar todo lo que nos rodea, es tan hermoso, tan sabio. La sabiduría de Dios en la creación, el contemplar una simple hormiguilla cómo trabaja buscando y cargando a veces lo que encuentran para comer y como son tan pequeñas ni pueden con tanta carga, pero ellas no se desaniman nunca, siguen adelante aunque no puedan con ella, y cómo cada animal de la creación tiene una función, escuchar los trinos de los pájaros por las mañanas y observar como cuidan a sus crías y las alimentan tanto el padre cómo la madre, eso si que es una lección para las familias de hoy, cuando se separan y sólo es la madre normalmente la que se hace cargo de sus hijitos, ¡que pena me da! Ni lo animales, siendo animales actúan como nosotros, en contra del orden de Dios.

Luispdzp dijo...

Hola Ignacio:
Tus palabras nos llena de este amor que nos face falta, este amor que necesitamos para vivir en paz y en armonía con todos nuestros hermanos. Que el Espíritu Santo te siga inspirando para que con tus palabras nos sigas llenando de paz y amor hacia todos. Que Dios y María Santisíma te proteja.
Dios te bendiga.

P.D. María: Sencillamente espectaculares tu palabras, deberías reabrir tu blos para que muchas personas como yo, vivamos en esta paz espiritual que tanto necesitamos. Dios te bendiga.

maria dijo...

Gracias Luis, pero yo sólo tengo un blog, los demás no son míos.

Maria dijo...

Es el Blog de Dios.

Anónimo dijo...

Se puede escribir en el, yo lo veo, pero nadie más lo puede ver.

Anónimo dijo...

Sólo lo pueden ver quienes son fieles a Dios, a la verdad y son limpios y puros de corazón.

Anónimo dijo...

Es el Blog-Libro de la vida del alma.

Anónimo dijo...

Hola,

He estado visitando varias páginas católicas, y me di con la suya que es una verdadera bendición. Con una visión muy especial del don de vivir.

Les comento que en familia participamos en la producción de "Travesía por la Vida', un programa de radio, ahora en internet, en defensa de la vida y la familia.

Lo pueden escuchar en el enlace siguiente:

http://www.espapod.com/CEPROFAREN

Pongo a su disposición el material que se encuentra allí para que hagan uso de él en forma total o parcial, hay secciones largas y cortas de diferentes temas relacionados a la vida y la familia.

Son archivos de sonido del programa en vivo, que sale los días miércoles a las 9 p.m. (hora de Lima) a través de Radio María y se puede sintonizar en vivo por internet en el enlace siguiente:

http://www.radiomaria.org/media/peru.asx

Y como todo tiene un precio en esta vida, les pido que me lo paguen... ofreciendo un Santo Rosario por esta obra.

Bendiciones y gracias por el aliento que significa encontrar su hermosa página.

JORGE CORDERO

maria dijo...

Ignacio ya se me ha quitado un poco el "mono de estar en el mar".
He llenado mi vista y mi corazón de esa estampa tan preciosa que es el poder ver la creación tan hermosa de nuestro Creador.
El mar es como el Arco Iris, igualmente tiene todas sus tonalidades según esté el Cielo reflejado en el.
Así nuestra alma debiera ser como el Arco Iris de Dios, toda la gama de tonalidades de Dios reflejadas en nosotros como en un espejo.

maria dijo...

Le prometí llevarle a su mar y lo cumplí.
¡Que contento estaba!